El Taller Municipal de Circo cerró el miércoles las clases abiertas de verano donde chicos de distintas edades se divirtieron a lo grande.

Al igual que el verano, las propuestas impulsadas por la Secretaría de Cultura, Educación y Turismo para las vacaciones van llegando a su fin.

Y el Taller de Circo a cargo de Silvina Bosoni fue una de ellas. Este miércoles dictó su última clase abierta y gratuita donde los niños pudieron compartir con sus familiares las habilidades y destrezas aprendidas.

Con alegría y entusiasmos, los chicos plasmaron las distintas disciplinas circenses como malabares, acrobacias de suelo y aéreas y juego teatrales, entre otros.

Fue sin duda una excelente oportunidad para que los más pequeños de la ciudad no solo disfruten a lo grande de sus vacaciones sino también de conocer una disciplina que invita a jugar, imaginar y compartir. 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »