Al menos 60 técnicos de todas las categorías del fútbol argentino se autoconvocaron para esta tarde en la localidad bonaerense de Benavídez para reclamar por falta de pago y por la deficiente representación gremial a cargo de la Asociación de Técnicos del Fútbol Argentino (ATFA).

El encuentro se realizará en el predio “Buenos Aires Football”, propiedad del entrenador Matías Almeyda, que actualmente dirige a las Chivas de Guadalajara, México.

La cumbre de los entrenadores le suma complejidad al mapa actual del fútbol argentino, que se encuentra con los torneos de todas las categorías profesionales parados debido a la huelga decretada por Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA).

"Nuestro gremio es impresentable, nunca un llamado, jamás nos apoyan. En Almagro a los jugadores les deben tres meses y al cuerpo técnico, cuatro”, graficó ayer el DT del equipo de la Primera B Nacional, Felipe De la Riva, en una nota concedida a TyC Sports.

El técnico de Almagro cuestionó además el método de renovación de autoridades en la ATFA, que preside Victorio Nicolás Cocco. “Las elecciones se hacen los 29 de febrero a las 3 de la mañana”, ironizó.
 

Ante las críticas,que también replicaron otros DTs, la ATFA se defendió. "La mayoría de los entrenadores no tiene problemas con sus contratos", aseguró Cocco, que además remarcó que "Desde que Julio Grondona falleció, todo fue un desorden total".

"Nosotros somos una Asociación seria, que no tiene ninguna mancha. Que le quede claro a De La Riva y a los que pueden hablar de la Asociación. Acá siempre los hemos atendido", se defendió.

Por su parte, el tesorero de la entidad, José Magliolo, acusó a los DT de no informar sus problemas:"No tenemos manera de saber que no cobran hace cuatro meses, si no vienen".

"Los DTs que se quejan nunca vinieron al gremio. Yo cuando tengo problemas, me tengo que dirigir al ente que corresponde", aseguró, devolviendo el pelotazo.