En una conferencia de prensa ofrecida junto con los cotitulares de la central obrera Héctor Daer y Carlos Acuña, luego de tres horas de deliberaciones del consejo directivo, el jefe del Sindicato Personal de Dragado y Balizamiento (Dragybal) confirmó también la convocatoria a un nuevo Comité Central Confederal (CCC) para después del 20 de septiembre próximo, a fin de evaluar “la realización o no de otra huelga” nacional.

Schmid precisó que la movilización de protesta, resuelta por el plenario de secretarios generales el 28 de julio último, se realizará desde las 15 del martes próximo y precisó que a las 17 hablará un único integrante del triunvirato, aún a determinar.

"La CGT y todos sus gremios confederados marcharán hacia la Plaza de Mayo el martes en reclamo de respuestas satisfactorias a su agenda histórica. También participarán las Centrales de los Trabajadores de la Argentina (CTA) y Autónoma (CTAA), los movimientos sociales y otros sectores”, puntualizó hoy Schmid.

En ese contexto, el también jefe de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) adelantó que el triunvirato se reunirá mañana con las CTA en horario y lugar a determinar para analizar los detalles de la marcha, y señaló que también comenzará la tarea de las comisiones de organización del acto.

El dato saliente de la jornada -no exenta de ásperas discusiones entre varios integrantes del consejo directivo- fue la decisión de los llamados "independientes" (José Luis Lingeri, Gerardo Martínez y Andrés Rodríguez) y de los dirigentes de los grandes gremios de servicios ("gordos") de participar finalmente en la movilización.

Schmid atribuyó a “versiones y especulaciones periodísticas” los corrillos de los últimos días respecto de la no participación de esos sindicatos de servicios y, ante otra consulta de la prensa, también descartó de forma total “una posible ruptura de la CGT”.