Abella, quien ya había recibido a los empleados, se reunió ahora con representantes de la empresa, quienes le explicaron en detalle los motivos del inicio de la reestructuración de personal.

El intendente Sebastián Abella se reunió hoy con representantes de la empresa Bopp, buscando alternativas para garantizar la continuidad de las operaciones de la empresa en Campana.

Según trascendió tras el encuentro, desde la firma ratificaron al Intendente la continuidad de las operaciones en Campana, donde tienen una planta en el Parque Industrial. 

Desde le empresa confirmaron que han iniciado una reestructuración de personal debido a que la planta no se encuentra operativa en un 100 %, debido a la situación del mercado brasileño (a donde exportan gran parte de su producción) y otros factores del mercado local. Esto llevó a que abran un proceso de retiro voluntario hasta finales de enero. 

La planta seguirá, mientras tanto, funcionando como centro logístico y también se continuará realizando allí el proceso de cortado de los envases que confeccionan para distintas marcas. 

“Esperamos que las condiciones del mercado interno y del brasileño se recompongan para que muy pronto esta empresa vuelva a producir en pleno en nuestra ciudad”, destacó el jefe comunal, quien ya había recibido a los empleados de la firma.

 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »