Concejales de Unidad Ciudadana-PJ aseguraron que tras los últimos incrementos en la luz, el transporte, la salud y los peajes “hay cada vez más vecinos que no saben cómo hacer para llegar a fin de mes”. Advirtieron que pese a las fuertes subas, “sigue habiendo cortes de luz, falta de agua y problemas en el transporte local, pero el oficialismo mira para otro lado siendo cómplice de este saqueo a los bolsillos de todos”.

Los últimos aumentos ya impactan en los bolsillos de la gente. La suba en el transporte fue la más alta en porcentaje (33% para colectivos y el 37,5% para trenes en este primer tramo, contemplando nuevas alzas en abril y junio), pero se le sumaron la luz (18%), prepagas (4%) y peajes (13%). “A diario dialogamos con vecinos y son cada vez más los que no saben cómo hacer para llegar a fin de mes. Pero por sobre todas las cosas, los reclamos por los aumentos se superponen con aquellos que tienen que ver con la calidad de los servicios que aumentaron” asegura Soledad Calle, Presidenta del bloque de Concejales de Unidad Ciudadana – PJ.

Al respecto, la edil responsabilizó al Gobierno por las subas, pero también por la falta de controles que avalan las falencias en los servicios, que afectan tanto al centro como a los barrios. “Tenemos un Gobierno que decidió quitar los subsidios a distintos servicios, y permite que las empresas aumenten descaradamente el valor de los mismos. Pero no les exige ni un poco en cuanto a la calidad de las prestaciones. Seguimos teniendo cortes de energía en los barrios, también se dan en distintos sectores del centro. Falta de agua durante varios días, incluso en plena ola de calor. Incluso aquellos servicios que no son de primera necesidad, como el cable, Internet o el teléfono, han aumentado mucho y evidencian deficiencias casi permanente”.

A su vez, desde el bloque justicialista volvieron a insistir por lo ocurrido con la oficina de Gas Natural en nuestra Ciudad. “Le han tomado el pelo a la gente. Una oficina que atendió un par de días, previo a las elecciones, y desapareció. No se ha resuelto el problema de fondo, y se le mintió a los vecinos en la cara” explicó Rubén Romano.

“En Campana todo aumentó, menos la calidad de los servicios. Y nos preocupa seriamente lo que pasará, ya que el propio Ministro de Energía, Juan José Aranguren, confirmó que aún falta ajustar ciertas tarifas, un 25 o un 30% más, sin contemplar la inflación. O sea, que van a seguir aumentando los servicios, y que se traducirá rápidamente a los alimentos como punto máximo de esta difícil situación”, al tiempo que lamentó que “el Gobierno prefiera ocultar todo mediante un blindaje mediático, mientras no se contempla ningún tipo de medida paliativa o que pueda contener a quienes ya están manifestando un fuerte retroceso en su calidad de vida”, sentenció el edil.

“Viajar a Capital es más caro, pero igual de malo”

La concejal Romina Carrizo también se refirió al aumento en el boleto de Chevallier, que de $53 subió a $70.90 el pasaje. “El nuevo sistema de boleto multimodal perjudica aún más a los campanenses ya que por el mal servicio de la empresa prestataria o las congestiones de  tránsito, nos puede demandar más de las dos horas previstas para tomar otro transporte y así obtener el famoso descuento, por lo que en nuestro caso nunca significaría pagar menos. Hoy por hoy, viajar a Capital es más caro, pero igual de malo”.

Ante esta situación, la edil de Unidad Ciudadana – PJ solicitó “ampliar el sistema de becas para los estudiantes; un subsidio municipal instantáneo en la tarifa de aquellos que demuestren la necesidad para atender problemas de salud por los cuales deben viajar, y se gestione ante el Ministro de transporte extender el rango a tres horas el sistema de boleto multimodal, además de que otra empresa en igualdad de condiciones pueda presentarse a dar el servicio en adecuada competencia”.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »