Jueves 18 de Julio de 2024

12 de octubre de 2022

Fuerte rechazo del movimiento de mujeres al “uso político del dolor ajeno”

Integrantes de Hermanadxs cuestionaron duramente las declaraciones del Intendente Sebastián Abella y del Presidente del bloque oficialista, Alejandro Barja, al referirse a la causa judicial contra Agustín Chiminelli por el femicidio de Alejandra Abbondanza. “Cualquier vecinx repudiaría lo ocurrido, pero no podemos permitir que a través de una mentira, se busque un rédito político y se confunda a una comunidad conmocionada y que espera Justicia” sentenciaron.

Luego de las declaraciones del Intendente Sebastián Abella y del Presidente el bloque oficialista, Alejandro Barja, responsabilizando a la oposición por las publicaciones que hiciera Agustín Chiminelli, acusado del femicidio de María Alejandra Abbondanza en un hecho de trascendencia nacional, organizaciones de mujeres repudiaron la utilización política del caso.

 

“Realmente resulta muy doloroso tener que referirnos a este tema, fundamentalmente por respeto a los familiares y allegados de la víctima. Por supuesto nos sorprendieron los posteos del asesino, y cualquier vecino repudiaría lo ocurrido, pero no podemos permitir que a través de una mentira, se busque un rédito político y se confunda a una comunidad conmocionada y que espera Justicia” expresó Lucía Ramírez, integrante de Hermanadxs.

 

Luego, cruzaron al Intendente por “mentir al responsabilizar al Gobernador por permitir el uso de celulares en la cárcel. Ha sido el Tribunal de Casación, órgano superior de la Justicia, que así lo determinó durante la pandemia. Chiminelli utilizó el teléfono de otro recluso, el cual ya fue incautado por agentes del Servicio Penitenciario. Creemos que Abella cruzó un límite al hacer política con el dolor ajeno. Entendemos y compartimos la indignación como vecinxs, y exigimos justicia. Pero es inadmisible que se busque alcanzar un rédito político con algo así. No lo comprendemos” agregaron.

 

Finalmente, repudiaron enérgicamente “el oportunismo político y el carancheo mediático del intendente Abella y sus funcionarios macristas ante el femicidio de María Alejandra. Las mujeres y disidencias de Campana somos víctimas de un estado municipal que se niega sistemáticamente a garantizar nuestros derechos. Desde 2015, en nuestra ciudad no ha habido ningún tipo de acción, política pública o coordinación con el estado provincial y nacional para la asistencia, prevención y erradicación de la violencia de género. Incluso, los Concejales de Abella se opusieron sistemáticamente a todas las propuestas y/o proyectos presentados por las colectivas de mujeres y disidencias. El intendente nos toma el pelo con una foto en los medios adictos a la pauta "escribiendo" una carta al gobernador para pedirle algo que es de incumbencia de la Justicia, solo para intentar sacar rédito político de nuestro dolor, de nuestras muertas” concluyeron.

 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!