Los últimos se realizaron en Santa Lucía y San Jacinto. Los vecinos pudieron informarse sobre los aspectos principales de una huerta familiar y adquirir semillas de la temporada otoño-invierno.

Finalizó la primera etapa de talleres Pro Huera impulsados por la Secretaría de Desarrollo Social y Hábitat, la Dirección de Salud Comunitaria del Municipio y el INTA.

 

Durante los meses de marzo y abril, se dictaron gratuitamente en distintos barrios de la ciudad. Así, llegaron a los barrios  9 de Julio, Lubo, Las Campanas, Las Praderas, San Cayetano, La Josefa, Villanueva, Otamendi, Las Acacias, Los Pioneros.

 

Este miércoles 10, finalizaron en Santa Lucía y San Jacinto. Allí estuvo presente acompañando la secretaria de Desarrollo Social y Hábitat, Cecilia Acciardi.

 

El Ing. Agrónomo Martín Kandrachoff, junto a equipos de Salud de C.A.P.S. y C.I.C., interiorizaron a los vecinos sobre la importancia de contar con una huerta familiar orgánica.

 

Además, se informaron sobre la siembra de especies de estación, asociaciones favorables, cuidados a tener en cuenta para el control de plagas e intercambio de experiencias entre huerteros.

 

Para culminar cada encuentro, los vecinos adquirieron semillas de la temporada otoño-invierno.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »