“Peter Pan” y “El jorobado” se presentaron a sala llena en el Pedro Barbero
Se estrenò "Mi Mujer se llama Mauricio" dirigida por Ernesto Medela
Hoy es martes 18 de septiembre de 2018 y son las 13:27 hs. ULTIMOS TITULOS: Detuvieron a 2 abusadores que atacaban en el subte / Desde la cárcel, Milagro Sala brindó un discurso para un acto del partido de D'Elía / Los 28 puntos destacados del informe "El estado del Estado" / Emotivos homenajes a Muhammad Alí en las calles de Estados Unidos / Jonás Gutiérrez: "Messi es un genio, siempre lo da todo" / Hay tres sospechosos de violar y estrangular a un chico en Santiago del Estero / El oficialismo celebró la suspensión de Ricardo Echegaray de la Auditoría General / Lionel Messi, prácticamente descartado para el debut ante Chile / Otra jueza dictó un amparo contra el aumento de tarifas / Mauricio Macri "está bien de salud", tuvo reuniones en Olivos y el lunes retomará su agenda / El emotivo recuerdo de Storani sobre su hijo: "Él enseñaba a ser un buen padre"  / Cristina Kirchner publicó un análisis de su hija Florencia sobre la marcha #NiUnaMenos / Cristian Ritondo recibió el alta médica tras cinco días de internación / Roland Garros: el argentino Gustavo Fernández se coronó en tenis adaptado / Corrupción en Brasil: Marcelo Odebrecht entregó USD 3.400.000 a la campaña de Dilma Rousseff / ¿Como sería tu vida si te sintieras apoyado incondicionalmente? / La española Garbiñe Muguruza derrotó a Serena Williams y se consagró en Roland Garros / Perú derrotó a Haití y empezó el torneo con el pie derecho  / El papa Francisco aprobó el proceso para expulsar obispos por casos de pedofilia / Paraguay no pudo con Costa Rica en su debut en la Copa /

  10 de julio de 2018
A pedido de AMIA, Eduardo Sacheri escribió “Futuros negados”, un cuento en memoria de Sebastián Barreiros, la víctima más joven del atentado
A 24 años del ataque terrorista del 18 de julio, AMIA pidió al reconocido autor argentino una pieza literaria para rendir homenaje a Sebastián. Con la voz del actor Diego Peretti, el cuento ideado por Sacheri fue recreado en un emotivo video.

Sebastián Barreiros soñaba con un futuro. Cuando tenía tres años le dijo a su maestra en el jardín que, de grande, iba a ser presidente. En la mañana del lunes 18 de julio de 1994, los sueños de Sebastián fueron, brutalmente, arrebatos para siempre. Sucedió en el preciso instante en que el nene de 5 años, caminaba por la calle Pasteur de la mano de su mamá, Rosa. La bomba explotó cuando pasaban por la vereda de la AMIA. De las 85 personas asesinadas por el ataque perpetrado por el fundamentalismo islámico, Sebastián es la víctima fatal más joven. Su mamá sobrevivió.
En su compromiso permanente por mantener viva la memoria, generar acciones contra el olvido y renovar el pedido de justicia, AMIA compartió esta estremecedora historia con el escritor Eduardo Sacheri, y le transmitió un pedido especial: que ayude al equipo creativo de la institución a pensar qué hubiera pasado si el 18 de julio hubiera sido un día común y corriente, y si la bomba no hubiera explotado.
Impactado y conmovido por el destino del niño que ese día comenzaba sus vacaciones de invierno, el célebre autor de “La pregunta de sus ojos” creó un bello y emotivo cuento que lleva como nombre “Futuros negados”, y que tiene su correlato en una pieza audiovisual narrada por la inconfundible voz del actor Diego Peretti.
“La historia de Sebastián pone en evidencia, de una manera muy dolorosa, el lado más cruel y salvaje del accionar terrorista”, sostiene Agustín Zbar, presidente de AMIA. “Este año, decidimos realizar seis acciones artísticas para recordar a las 85 víctimas del atentado. Tres de las iniciativas están dedicadas a Sebastián, con el objetivo no sólo de crear puentes generacionales, sino también de poder pensar colectivamente, a partir de esta historia, en los 85 futuros que fueron arrasados y destruidos por la explosión de la bomba”.
En palabras de Elio Kapszuk responsable de la idea y productor general de la realización, “el cuento creado por Sacheri logra magistralmente situarnos en ese espacio temporal que no pudo ser, en el que podemos imaginar todos aquellos caminos posibles que Sebastián pudo haber emprendido, y que le fueron negados por la atroz masacre del 18J”, sostiene.
A partir de tu talento y su fina sensibilidad literaria, Sacheri trabajó en “Futuros negados” desde la perspectiva de un tiempo futuro de ficción. “Se trata de un punto de vista muy interesante que nos permite tomar distancia y vislumbrar el significado de una vida que fue incomprensiblemente ultrajada”, agrega Kapszuk.
Para Sacheri, se trató de “un privilegio” el hecho de haber sido convocado para participar de este proyecto. “Siempre que se pueda dar un mano en un reclamo tan justo y tan doloroso como el de AMIA, hay que tratar de ayudar. El desafío es siempre cómo aproximarse a un tema tan delicado y tan difícil, tratando de ser respetuoso con las víctimas y sus familiares, que son a quienes más hay que preservar en cualquier evocación o en cualquier búsqueda posterior de justicia que se haga”, señala el escritor.
Con la música original compuesta por Leo Sujatovich, el video “Futuros negados” contó con la dirección general de Sebastián Mignona, y fue dirigido por Cecilia Atán. La realización del proyecto fue posible gracias al apoyo de Fundación IRSA, Grupo Insud, DEJA Desarrolladora Energética S.A., Laboratorios ELEA, la productora “El Perro en la luna”, y La Pirada.
El video puede verse y compartirse desde las redes sociales de AMIA. En Facebook: AMIAonline; en Twitter: @InfoAMIA y en Instagram: AMIAonline.
“Desde AMIA estamos convencidos de que el arte es una herramienta fundamental que nos permite pensar y crear piezas que emocionan y que perduran para poder, en tiempos de impunidad, seguir reclamando justicia y seguir luchando contra el olvido”, concluye Kapszuk.

“FUTUROS NEGADOS”
Por Eduardo Sacheri
Sebastián tiene 29 años. Abre la puerta de un departamento de dos ambientes que huele a pintura fresca. La luz lo sorprende y lo obliga a parpadear varias veces. Hay que poner cortinas urgente, piensa. Sonríe. Mira a un costado y ve que su novia también parpadea. ¿La alza en brazos para cruzar el umbral, como hacen en las películas viejas? ¿Será demasiado solemne hacer una cosa así? No está seguro. Pero está tan feliz de mudarse con ella que está dispuesto a correr el riesgo. Pero no estoy seguro de si finalmente, Sebastián se anima a alzar a upa a su novia para entrar a vivir juntos en ese departamento. No estoy seguro. No alcanzo a verlo. La imagen se me borra. Buscando nitidez, retrocedo.
Unos años, retrocedo. Sebastián tiene 23. Sebastián tampoco ve bien pero esta vez no es por la luz que entra por las ventanas. No ve bien porque acaban de tirarle harina, y huevos, y agua y mostaza y un montón de porquerías. Y lo rodean su familia y sus amigos. ¿En qué Facultad se está recibiendo Sebastián? No lo sabemos. Imaginamos que alguna carrera vinculada con lo social porque desde chico parece que le gustan esas cosas. En la infancia decía que pensaba ser presidente, pero ¿qué estudió? No estamos seguros. No alcanzamos a verlo. La imagen se nos borra otra vez. Volvemos a retroceder.
Sebastián tiene 14 años recién cumplidos. Hay árboles y pájaros y plantas y un banco en el que Sebastián y una chica están sentados. Sebastián la mira con los ojos redondos y fijos. Sebastián tiene la respiración acelerada. Sebastián tiene todos los síntomas que se padecen cuando uno está a punto de adelantar el cuerpo y torcer apenas la cabeza y darle a alguien el primer beso en serio. Pero en serio, en serio. Pero es en ese momento, cuando Sebastián termina de adelantar el cuerpo a pura fuerza de valentía que la imagen se distorsiona y volvemos a perderlo.
Hacemos un esfuerzo y ahí está Sebastián. Tiene 10 años. Aferra con fiereza el joystick de una Play. Y en el televisor Sebastián lucha con dragones, avanza por un laberinto de fuego. El gran dragón espera en su guarida. Sebastián y su mejor amigo cruzan un vistazo fugaz y se lanzan al ataque. El dragón abre un ojo flamígero. La pantalla se llena con el fuego tenaz de la bestia. Y aunque nos parezca mentira, volvemos a perder a Sebastián. De nuevo su imagen se nos escapa.
Sebastián tiene cinco años y camina por la calle Pasteur. Va de la mano de su mamá. Faltan unos pocos minutos para las diez de la mañana. Corre 1994. Es el lunes 18 de julio. Ahora entendemos por qué se nos fueron borrando todas esas imágenes del futuro de Sebastián.
Ahora, que todavía son las 9 y 52 de la mañana, esos futuros son posibles.
Todavía es posible que Sebastián juegue a la Play a los 10. Que se reciba a los 23. Que se mude con su novia a los 29.
Todavía es posible que eso suceda porque todavía no han matado a Sebastián.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »









EL CLIMA EN CAMPANA

23.6°C

Nublado

LA RADIO EN VIVO

 

Estamos escuchando

"HOY FOLKLORE"

de 13.00 a 14.00

 

LA RADIO EN TU MOVIL

 

 

DEJA UN MENSAJE

 

 

HOY ES

 
Martes 18 de Septiembre de 2018
 
 

MENSAJES EN NOTICIAS

 
 

HOY ES

 
Martes 18 de Septiembre de 2018
 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
38.72
40.42

 

HORÓSCOPO

 
Cáncer
 

GUIA TELEFONICA

 

Buscar en campana
 

 

INSTAGRAM

 

 

NUESTROS OYENTES

 

 





03489CityNoticias - © 2018 - Todos los derechos reservados


RadiosNet